Comenzó la discusión en las comisiones con la presencia de la titular de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont, el ministro de Trabajo, Claudio Moroni, y el secretario de Política Tributaria del Ministerio de Economía, Roberto Arias. El jueves continuará la discusión.

Comenzó en las comisiones de la Cámara de Diputados el debate del proyecto para modificar el impuesto a las Ganancias que envió Sergio Massa, que propone llevar el mínimo no imponible del impuesto a un piso de 150.000 pesos. También se inició el análisis del proyecto de generar un “puente” para pasar desde el Monotributo a la categoría Responsable Inscripto, enviado por la titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Mercedes Marcó del Pont.

Con la presencia virtual del ministro de Trabajo, Claudio Moroni, el secretario de Política Tributaria, Roberto Arias, y la propia Marcó del Pont, el Ejecutivo hizo la primera presentación frente a un plenario de las comisiones de Presupuesto y Hacienda y de Legislación de Trabajo.

En la primera reunión informativa el primero en tomar la palabra de parte de los funcionarios fue Moroni, quien dijo que “la vocación de este gobierno es que el salario real crezca y esta elevación del mínimo de Ganancias va a permitir que un montón de sectores tengan un salario real de bolsillo que cumpla con este objetivo”.

“Con el mínimo no imponible vigente se llegaba a dos millones de personas –alcanzadas por el impuesto–, y la modificación que proponemos permitirá volver a valores históricos que era de entre el 8 y el 10 por ciento de los trabajadores asalariados”, señaló el funcionario al participar por videoconferencia del plenario de las comisiones de Presupuesto y de Legislación del Trabajo.

Seguidamente, el secretario Arias dijo: “Se trata de una reforma que es sustentable, progresiva y que mantiene los criterios de equidad que nosotros priorizamos para promover un sistema que ayude a un desarrollo armónico del país”.

El propio Arias señaló que la propuesta fue tratada en conjunto con el Ministerio de Economía y la AFIP y que además las personas que ganan hasta 150.000 pesos de remuneración bruta “no van a estar alcanzados por el impuesto”, adelantó que aquellos que tienen ingresos entre el piso y los $173.000 “van a tener un esquema donde el incremento de la deducción se va a ir reduciendo gradualmente”.

Arias estimó que con este cambio “1.260.000 personas van a dejar de pagar el impuesto” y que una vez concretado ese esquema para los que ganan menos de $173.000 podrían llegar a 1.500.000.

Por último dijo que “con el proyecto de ley que se está discutiendo hasta ahora, el costo fiscal de la modificación es de $41.250 millones”.

Uno de los puntos cuestionados por la oposición es el sistema de actualización que propone el proyecto de ley, ya que los nuevos pisos se van a ajustar anualmente por el índice de variación salarial (Ripte). En este punto, el diputado Luciano Laspina señaló que desde Juntos por el Cambio entienden que una mejor actualización “sería utilizando el índice de inflación”.

El propio diputado santafesino de Juntos por el Cambio señaló que aún “no está decidido” si se acompañará el proyecto oficial o si se presentará uno en minoría. “Lo estamos analizando, veremos si nuestras propuestas son tomadas en cuenta o no y a partir de ese momento tomaremos una decisión”, dijo Laspina.

Monotributo

Aunque buena parte de las exposiciones de los diputados giraron en torno a las modificaciones en Ganancias, también hubo tiempo para que Marcó del Pont explicara el proyecto de reforma del monotributo. La titular de la AFIP aseguró que la iniciativa “alivia la carga de los contribuyentes que son excluidos del régimen, que al pasar a ser autónomos acumulan deudas fiscales muy difíciles de afrontar”, durante su intervención ante el plenario de comisiones de Presupuesto y Hacienda y de Legislación del Trabajo de la Cámara de Diputados.

“La iniciativa estimula el paso voluntario al régimen general, con beneficios. Se subsidia el paso del monotributo a los autónomos”, explicó Marcó del Pont.

Destacó que las modificaciones del monotributo apuntan a armonizar la transición hacia el régimen general (autónomos) tanto en términos administrativos como en los montos de las obligaciones que deben afrontar los monotributistas. “La gestión que estamos haciendo tiene que ver con criterios muy claros de equidad”, mencionó la administradora federal.

De acuerdo a los ejemplos suministrados por los funcionarios del organismo recaudador que acompañaron a Marcó del Pont, los monotributistas que se conviertan en autónomos podrán experimentar un ahorro significativo en su carga tributaria con relación al monto que deberían pagar si no se introducen los cambios propuestos. La reforma presentada ofrece reducciones del IVA y Ganancias para los contribuyentes que cambien de régimen.

Desde la AFIP identifican tres beneficios. En primer lugar, para todos los monotributistas, porque establece un régimen permanente que hace menos gravoso pasar del régimen simplificado al general. Asimismo, ofrece un alivio para aquellos monotributistas que hubieran sido excluidos de este impuesto durante 2020 y se los “perdona” por única vez. Y también beneficia al Estado, ya que la administración tributaria va a disponer de mucha más información sobre las operaciones entre monotributistas y responsables inscriptos de IVA, porque se incrementa el control por oposición.

El próximo jueves volverán a reunirse los legisladores, esta vez sin la presencia de miembros del Ejecutivo, para comenzar a discutir posibles cambios al proyecto de ley. Al cierre del encuentro se pudo ver lo que puede llegar a ser la discusión los próximos días.

La reunión no estuvo exenta de cruces. Durante la misma, el diputado Emiliano Yacobitti pidió la palabra y el presidente de la comisión de Hacienda, Carlos Heller, le hizo saber que el tiempo se había acabado. Frente a la insistencia del legislador radical, Heller le repitió que había terminado el tiempo y que, frente a los gestos de fastidio de Yacobitti, después lo iba a llamar para hablar en privado. “No dialogo en privado con los que no lo hacen en público”, respondió el legislador, que tiene un proyecto para que los costos en educación se puedan descontar de Ganancias.

Fuente: infobae.com